Regularización de absorciones

Aplicación consolidantes

Estamos llegando al final de este comprometido y extenso trabajo que es rehabilitar correctamente una fachada.

Antes de proceder al acabado y decoración final del edificio, debemos aplicar nuevamente productos consolidantes sobre todas aquellas superficies reparadas con morteros y plastes.


Todo lo relacionado sobre estos productos y su idoneidad en diferentes situacioness está descrito en el apartado


Ahora el objetivo no es otro que, como dice el título del capítulo, regularizar las absorciones; tenemos que lograr que el revestimiento final, una vez aplicado, seque de manera homogénea.

Para ello, el soporte a cubrir debe tener el mismo comportamiento (consistencia, absorción...) en toda la superficie de la fachada.

Con este importante paso evitaremos algunos problemas que se producen habitualmente en las fachadas, como el aspecto mate que adquieren algunas reparaciones en contraste con la apariencia más sedosa del resto de la superficie.

La regularización de los soportes, un paso sencillo y de bajo costo, repercutirá decisivamente en el aspecto final de la rehabilitación.

Productos